Informe Mickey Rooney

FECHA: Lunes 29 de julio de 2013.

HORA: 19:00.

LOCALIZACIÓN: Hollywood Boulevard.

OBJETIVO: Cenar en Musso and Frank, restaurante que desde 1919 cuenta entre sus clientes con lo más granado de la industria cinematográfica. Charles Chaplin, Orson Welles, Humphrey Bogart, etcétera.

INFORME DE LA MISIÓN: Tras conseguir mesa en el citado restaurante sin mayor inconveniente, descubrimos que al otro lado de la sala, junto a otros tres comensales, se encuentra cenando el actor Mickey Rooney. Ante la duda razonable que nos asalta (“Pero… ¿sigue vivo?”), decidimos confirmar la sospecha mediante dos fuentes de absoluta confianza: Wikipedia y nuestro camarero. Según la primera, sí, Mickey Rooney sigue vivo. 92 años. Más de 100 películas. 2 Óscar. 8 matrimonios. 9 hijos. Y una deuda personal de más de 1,75 millones de dólares en 1996. Según nuestro camarero, literalmente y tras ser preguntado sobre si el cliente en cuestión es Mickey Rooney: “No lo sé, pero si parece Mickey Rooney…”. El sujeto acompaña la frase con un gesto facial y una sonrisa cuya traducción interpretamos indudablemente como: En efecto, es Mickey Rooney. No se lo puedo confirmar por cuestión de ética profesional. Pero lean mi rostro: ese hombre ES Mickey Rooney. Recuerden este gesto cuando añadan la propina a la cuenta. Gracias“.

CONFIRMAMOS LA SOSPECHA: Mickey Rooney está vivo y cenando en el mismo restaurante que nosotros.

ACTUALIZACIÓN DE OBJETIVO: Conseguir una fotografía del actor para este blog.

AGENTE ENCARGADO: Teresa. Su adicción al teléfono móvil y destreza con las nuevas tecnologías la perfilan como la candidata perfecta. Tras analizar la sala, calcular la distancia y calibrar la cámara. Teresa dispara y consigue la instantánea:

la foto

Mickey Rooney se encuentra al fondo a la izquierda, justo detrás de la columna a la izquierda del tercer foco. Dicha columna oculta completamente al actor, por lo que es imposible verlo en la foto tomada.

RESULTADO: NEGATIVO.

POSIBLES CAUSAS:

  1. Error al calcular el ángulo de la cámara para sacar la foto sin ser vistos. CORRECTO. Por cuestiones obvias.
  2. Mickey Rooney es un maestro del contraespionaje internacional capaz de burlar al más implacable de los cazadores. CORRECTO. Lleva por lo menos 20 años escapando de la mismísima Muerte.

REPLANTEAMIENTO DEL OBJETIVO: Tras rechazar un segundo intento así como pedirle al camarero que se acerque al señor Rooney para trasladarle nuestro deseo de sacarle una foto, optamos por grabarlo en vídeo.

AGENTE ENCARGADO: Teresa. Su adicción al teléfono móvil y destreza con las nuevas tecnologías la perfilan como candidata perfecta. Aprovechando nuestra salida del restaurante tras pagar la cuenta, activa la cámara del iPhone y lo sujeta con fingido descuido para grabar al actor mientras abandonamos el local:

Los nervios y el miedo a ser descubiertos traicionan una vez más nuestras expectativas. El vídeo resulta ser un desastre de proporciones bíblicas.

RESULTADO: NEGATIVO.

POSIBLES CAUSAS:

  1. Un dedo en el objetivo de la cámara. CORRECTO. Por cuestiones obvias.

Aunque el objetivo principal -cenar en Musso and Frank- ha sido satisfecho, nos encontramos a las puertas de la calle sin una coartada creíble para volver a entrar al local y acercarnos a la mesa del actor.

REPLANTEAMIENTO DEL OBJETIVO: Sacar una foto a Josep como recuerdo turístico del local pero eligiendo como fondo la mesa de Mickey Rooney para poner el foco sobre él.

AGENTE ENCARGADO: Teresa. Su adicción al teléfono móvil y destreza con las nuevas tecnologías la perfilan como candidata perfecta. Josep posa sin poder disimular los nervios y el temor a ser descubiertos intentando grabar y fotografiar a una persona por tercera vez consecutiva sin éxito. Teresa dispara.

la foto2

Mickey Rooney se encuentra justo al fondo del local, de escorzo, con jersey negro. Prácticamente irreconocible pero es él. Sumada a la satisfacción personal de haber visto en persona a un actor que es parte viva de la historia del cine -debido a su más que avanzada edad, prácticamente TODA-, añadimos la de haber conseguido la prueba fotográfica.

RESULTADO: POSITIVO con reservas por no ser un documento 100% nítido y reconocible.

CONCLUSIONES:

  • Mickey Rooney está vivo.
  • Musso and Frank: absolutamente recomendable.
  • La falsa sonrisa de Josep es tan lamentable como su miedo a ser descubierto.
  • Gracias a Dios, Teresa y Josep son guionistas y no agentes secretos.
Anuncios