EL WRITERS’ ASSISTANT

A nuestro juicio estas dos palabras nombran una de las mayores diferencias entre la industria televisiva americana y la española a la hora de organizar el trabajo en equipos de guión. Sin la figura del writers’ assistant, la writers’ room no funciona, y sin la writers’ room no hay NADA.

El WA trabaja para el equipo de guión de una serie en concreto. Su principal tarea consiste en estar en la writers’ room y tomar notas sobre todo lo que se discute allí. ¿Y por qué es tan importante? El WA está físicamente en la sala tomando notas y elaborando un documento con las ideas que gustan, las que se descartan, los motivos, etc., de modo que los guionistas quedan liberados de tomar notas y pueden centrarse en crear, imaginar, debatir, proponer… En enfocarse al 100% en el capítulo y la serie que tienen entre manos.

De su capacidad de organización y de lo rápido que sepa responder a las dudas que surjan en la sala (“¿Por qué descartamos tal personaje? ¿En qué capítulo hicimos una trama sobre hombres lobo? ¿Hemos hecho algún chiste sobre comida rápida?”) dependerán el ritmo de trabajo y la coherencia y buen desarrollo de los episodios*.

Su trabajo es tan fundamental, además, porque el documento que elabora se distribuye cada noche a todos los miembros del equipo. Los que están y no están en la sala. ¿No os parece grandioso? La información fluye en tiempo real. ¿Cuántas veces los guionistas que trabajamos en casa estamos desconectados de la sala y por no recibir suficiente información, entregamos guiones alejados de lo que esperan los jefes o de las necesidades de la producción, que evolucionan muy deprisa? ¿Cuántas veces escribimos en contra de una nota global que ha enviado la cadena? ¿Y si cuando volvemos a la sala proponemos algo que ya se ha descartado? Gracias a esa especie de “diario de a bordo” el equipo está en constante comunicación.

Y con él, el WA se convierte en los ojos del showrunner mientras su majestad no está en la sala. Tremenda responsabilidad.

Hemos dedicado un capítulo entero al WA en nuestro libro. En octubre, Alba Editorial**.

* y también su permanencia en el puesto, ya sabéis, despido libre.

** Perdón, perdón, perdón***, es que no nos dejan publicar más de momento.

*** No lo sentimos en absoluto.

Anuncios